No seas simple


garrett-sears-97878-unsplash

Photo by Garrett Sears on Unsplash

Una persona simple es alguien ingenuo, crédulo e inocente. Ingenuo es alguien alguien que tiene demasiada confianza en la bondad de las personas y no está advertido sobre su posible maldad, es decir, alguien que se deja convencer fácilmente y se convierte en un seguidor de otros que lo llevan a un despropósito. Una persona crédula es alguien que cree fácilmente lo que otros le dicen. Se deja llevar muy fácilmente por la influencia de otros, le da más importancia a lo que otros dicen y hacen y tienen temor a quedar mal con ellos. El contexto de inocencia refiere a alguien que tiene una carencia de culpabilidad con respecto a cualquier clase de crimen. El propósito de este post es animarte a ser una persona avisada que sabe discernir entre el bien y el mal.

Estamos entre dos vertientes, la sabiduría humana y la sabiduría de Dios. La Biblia dice que en Salmo 111:10 dice que el temor de Jehová provee buen entendimiento a quienes lo ponen por obra en sus vidas. Es vidente, entonces, que la sabiduría de Dios es mejor que la humana porque edifica y levanta al caído. Por otro lado, la sabiduría del mundo es terrenal que destruye y lleva al camino de muerte. Muerte es el despropósito que nos desvía y elimina. Vida, es lo que Dios ofrece, vida abundante y eterna. ¿Cuál prefieres tú?

No tengas temor a quedar mal con otros, busca agradar a Dios y no a las personas que te rodean. No seas crédulo, en el sentido de aceptar cualquier oferta o cualquier invitación a salirte del camino. El Señor Jesús fue tentado por el mismísimo diablo; sin embargo, con la Palabra de Dios hizo que Satanás no tuviera efecto en su vida y propósito. Jesús sabía moverse con base en metas claras. Sabía a dónde ir, qué decir y qué hacer. Jesús quiere que tú, igualmente, sepas qué hacer con tu vida basado en el temor de Dios. No le des tanta importancia a las opiniones externas o a las críticas que quieren destruirte y alejarte de la presencia de Dios. Deja de ser simple intelectual y emocionalmente.

Hay mucha gente que actúa ingenuamente; pero a la vez con equivocación. Piensan que están en lo correcto porque sienten placer en lo que hacen, sólo que el camino por donde van es camino de muerte. Andan experimentando aquí y allá, van de un lugar a otro, se mueven como las hojas del árbol cuando son llevadas por el viento. Piensan que lo mejor que les puede pasar es “disfrutar el momento”; pero son incapaces de ver más allá. Necesitan aprender a ver con anticipación. No les importa vivir bien, sólo quieren vivir y ya. ¿Tú te identificas con ellos? ¡Cuidado!

Ser gente avisada quiere decir que no todo lo acepta en primera vista o impresión. Ser gente avisada implica filtrar por medio de lo que la Palabra de Dios dice cada mensaje que se recibe. Ser avisado es ver con anticipación que puede haber un camino de destrucción esperándote y evitarlo. Ser avisado es una cualidad de una persona prudente. Aprende, pues, a ser prudente. Tú eres un ser eterno a los ojos de Dios, él quiere darte vida abundante y eterna; pero deberás esquivar las barreras y tentaciones destructoras. Dí no a Satanás y a sus engañadores. Aprende a discernir entre lo bueno y lo malo, la luz y la oscuridad, la vida y la muerte, la bendición y la maldición. Escoge, pues, la bendición.

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s